viernes, 16 de septiembre de 2011

EL ENIGMÁTICO PERRO DE MONTE

Cuando cursaba bachillerato a finales de los años 80 llegó a mis manos una publicación que marcó mi interés por la fauna; se trataba de la cuarta edición del libro "Fauna Descriptiva de Venezuela" escrito por el eminente científico Dr. Eduardo Röhl. Mis ojos se maravillaban al ver que nuestra riqueza animal era tan diversa y a la vez tan poco conocida. Entre las criaturas que más llamaron mi atención figuró el "perro de monte o grullero", reseñado en la obra del Röhl con un nombre científico que hoy está en desuso: Ictyon venaticus. Pasados más de 20 años desde mi primer "encuentro con el perro de monte" sigue vigente mi asombro e interés por esta enigmática criatura. La reseña de Röhl sobre el "Speothos venaticus" era algo escueta y venía acompañada por un dibujo en blanco y negro hecho por J. Murie:  

"Esta curiosa especie vive en los bosques de la Guayana y pertenece al singular género de los Zorros musteloides, o Zorros martas, por poseer ciertos caracteres que recuerdan en algo a la familia de las Comadrejas y Hurones. Existen hasta ahora solamente 2 especies de este género, una en Centro América y la otra, que es la que describimos, se halla distribuida en gran parte de la América del Sur.

Tiene la apariencia de un perro ratonero, de un tamaño medio de cerca de 0,70 mts. de largo y la cola unos 0,15 mts. Su pelaje es abundante y de coloración general pardo-obscuro. Las partes inferiores son negras. El cuerpo es algo macizo, con piernas cortas y fuertes. 

Se reúne en bandadas para asaltar a sus presas en las horas de la noche, se alimenta de Roedores y ataca con preferencia a las Lapas (Cuniculus paca). Es una especie poco común". 

Más adelante adquirí el libro de Jaime Tello titulado "Mamíferos de Venezuela" publicado en 1979 por la Fundación La Salle de Ciencias Naturales. La información sobre el perro de monte no era mayor, salvo que ya reseñaba la presencia de la especie en la Cordillera de la Costa (San Esteban, estado Carabobo y el Guapo, estado Miranda) y esta vez incluía una hermosa ilustración a color de 2 individuos hecha por el insigne Giorgio Voltolina.

Aunque parezca increíble, las publicaciones reseñadas, junto a un par de notas científicas breves y una página en el Libro Rojo de la Fauna de Venezuela, son la única información disponible sobre la historia natural del perro de monte en Venezuela. Curiosamente ninguna fotografía había sido publicada en nuestro país junto a la información biológica de la especie; pero este panorama no es muy distinto al de otros países del Neotrópico donde el perro de monte también es un gran desconocido... Hoy sabemos que se trata de 1 sola especie y no de 2 como señaló Röhl y que su distribución geográfica va desde Panamá hasta el norte de Argentina.

No hay perros de monte en cautiverio en Venezuela (aunque en el pasado si los hubo por corto tiempo en el zoológico de Bararida en Barquisimeto, pero todos murieron) y en el ámbito mundial sólo unos pocos zoológicos mantienen algunos individuos para garantizar su reproducción y estudiar aspectos de su biología. En el año 2006 visité el zoológico de Chester en Inglaterra y allá pude ver por primera vez a los perros de monte en vivo, pero no pude fotografiarlos debido a que mi visita fue muy breve. Desde entonces mi anhelo por fotografiarlos fue creciendo y creciendo hasta que en febrero de 2011 volví a Chester preparado para alcanzar mi objetivo. Aunque los animales estaban ya en otro recinto más amplio diseñado para su contemplación, en realidad no fue fácil verlos y mucho menos fotografiarlos debido a una cerca bastante entramada que interrumpía el enfoque del lente de mi cámara. Me pasé 15 días tratando de hacer algunas fotos decentes y casi siempre salían fuera de foco además que los animales casi nunca estaban a la vista del público debido a que se refugiaban siempre en unas madrigueras subterráneas. Ya faltando poco días para regresar a Venezuela comencé a preocuparme porque me parecía imposible cumplir la tarea hasta que resolví pedir permiso ante las autoridades del zoológico para ubicarme en un punto desde el cual la cerca no afectara tanto mi visual fotográfica. Resuelto el trámite burocrático obtuve la autorización y el responsable del cuidado de los perros me permitió ingresar al recinto para ubicarme en varios puntos estratégicos privilegiados. No lo podía creer, esta vez tenía a los perros al alcance de mi mano y de mi cámara fotográfica. Aquella tarde maravillosa pude aprovechar sólo media hora y aunque la luz no era muy buena, logré captar varias fotografías interesantes de las cuales hoy ya 3 de ellas son parte del patrimonio fotográfico mundial referente al perro de monte a través del prestigioso portal en internet ARKive

Como podrán apreciar a través de este testimonio, detrás de las fotos hay historias fascinantes aunque comúnmente esto no resulte tan importante al momento de valorar el producto del esfuerzo y la perseverancia.

En esta ocasión he seleccionado algunas imagenes de mi cacería fotográfica para compartirlas con ustedes con la esperanza de contribuir a captar el interés común por la protección de esta extraordinaria criatura, tesoro viviente de Venezuela y del Neotrópico… Haz clic sobre cada imagen para verla más grande.

Cordillera de la Costa Central en Venezuela, hábitat natural del perro de monte
Huellas de perro de monte

Disponibilidad de Imágenes
Estas y otras fotografías están disponibles para su venta en formato digital en alta resolución y en versiones impresas de alta calidad en edición limitada (previa solicitud). Se pueden adquirir los derechos de uso con fines comerciales, educativos o académicos.

Para establecer contacto: E-mail: visiontorres@gmail.com / torreoso@gmail.com

14 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Muchas gracias César!... poco a poco se llega lejos...

      Eliminar
  2. Para muchos ojos esas son simplemente fotos de animales desconocidos.
    Sin embargo, una vez leida la historia, merecen una felicitación por el esfuerzo y la perseverancia para conseguirlas, además, por dar a conocer a una especie tan esquiva.
    Felicidades!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. XTP: Muchas gracias por apreciar este fruto de la perseverancia y por amable felicitación...

      Eliminar
  3. Felicitaciones Denis, el texto y las fotos están muy bien. Encuentro extraordinaria la foto de uno de ellos de perfil sobre fondo negro!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alex! gracias por tu amable comentario... ciertamente, esa foto de unos de los perros de monte de perfil con el fondo negro fue una de las seleccionadas por el prestigioso portal ARKive para formar parte su galeria de fotos sobre esta especie... http://www.arkive.org/bush-dog/speothos-venaticus/image-G111593.html

      Eliminar
  4. Felicitaciones compañero venezolano. La verdad que sobre Speothos no se sabe nada. Y casi no hay fotos tampoco. Muy bacano su trabajo ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Fredy, ciertamente Speothos es una de esas especies que bien merecería un mayor esfuerzo de investigación y protección. Es un auténtico patrimonio natural viviente. ¡Cordial saludo desde los Andes Venezolanos!

      Eliminar
  5. amigo excelente material, mis mas sinceras felicitaciónes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tus amables palabras. ¡Suerte en todo!

      Eliminar
  6. realmente,excelente material...amo a venezuela,adoro su fauna y te aseguro que esprimera vez que escucho sobre este bello animal...gracias por descubrir algunos secretos que tiene escondida nuestra natura...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias Jose. Es un gusto saber que este reportaje ha cumplido su objetivo de dar a conocer y reivindicar el orgullo por nuestros recursos naturales... mis mejores deseos...

      Eliminar